CONSUMIDOS EN EL CAMINO DE LOS RECUERDOS – Capítulo 21 (FIN)

Capítulo 21…

LA CARTA DEL ADIOS

Entonces abrió los ojos, su cuerpo estaba parado en esa extraña habitación, aquella donde conoció a Setzer y el espejo se había convertido en polvo.

_ T-Todo es una pesadilla, ¿Verdad, Setzer?_   Sonrió nerviosamente, mientras destrozaba con fuerza esas migajas de espejo. El solo se incoó y lentamente tomo el polvo entre sus manos, pronunciando la carta del adiós.

_ Busqué una luz de esperanza…

En toda esta oscuridad…

Dios mío…

Mi corazón se entumeció…

Y me realidad se esfumo…

Su recuerdo me ahogo…

Y su beso me condeno…

Porque tuvo que ser el…

Porque lo abandono…

Porque se esfumo…

Grito, y lloro, arrastrándose con dolor sobre ese polvo, mientras que con fuerza sujetaba ese collar, aquel que tenia la esencia de él, era como si se hubieran comido su corazón, su alma… todo había acabado, él sabía que Setzer… no regresaría, así que solo le canto un ruego, solo… le grito su amor.

_ ¡Ah!

Finalmente…

Me di cuenta que…

Le perdí…

Para siempre…

Secos mis ojos son…

Y el dolor me asfixia sin perdón…

No tiene sentido sin ti…

Llévame cielo escarlata…

A donde el baila…

A donde el canta…

A donde él me espera…

Donde sí me recuerda…

Donde le amo y me ama…

Donde nuestras manos se entrelazan…

Donde su voz me llama…

Y sus ojos me tocan…

Mi existencia es vaga…

Sin su presencia divina…

Olvido, quede en el olvido…

No me olvides… Setzer _

Entonces sintió como unas manos tiernamente le abrazaban por la espalda, emanando un olor conocido por ese hombre.

_ Nunca lo aria…_

_ ¿¡Setzer!?_ Giro el rostro ante él, distinguiendo esa sonrisa añorada.

_ Nunca morir es vivir en los corazones de aquellos a quienes amamos, eso me enseñaste tú, sigue tu lema, pequeño bastardo._ Rio tiernamente su alma.

_ No te vayas… _ Le rogo Sabin, con los ojos humedecidos.               

_ No llores, si me recuerdas nunca moriré, el destino es una tormenta de complicadas experiencias._ Seco las lagrimas de ese hombre con sus cristalinas manos que poco a poco se desvanecían.

_ La soledad… el tiempo se va, y me arrastra con él, no me dejes atrás, duele, ¡NO TE VAYAS! _

_ Tú y yo somos como un mismo corazón, nos conectan emociones que han pasado siglos tras siglos, vidas tras vidas, ¿verdad Sabin?_ Le dio la espalda a su compañero girando y admirando el entorno. _ Aquí te conocí, fue divertido estar a tu lado, de hijo a primos, de amigos a… amor, todo tiene una línea que siempre estará con nosotros._

_ Quédate con migo por favor… no quiero que esta sea la última vez._ Pidió al intentar alcanzarle, mas Setzer solo le regalo una sonrisa.

_Siempre me gustaron tus manos. _ Entrelazo tiernamente los dedos de su mano con los de Sabin.

_ ¡PUES TOMALAS CUANTO QUIERAS! S-Solo… tienes que quedarte a mi lado, duele, tú dueles… esta emoción duele… tu abandono me mata, por favor… no otra vez, no dejes que el destino gane._

_ Entonces encuéntrame, mi cuerpo está perdido en un abismo de confusos poderes, nuestro lazo no será cortado con tanta facilidad, así que encuéntrame, Sabin, hasta la próxima. _ Se desvaneció entre un leve suspiro de calor, envuelto entre pétalos de rosas azules, que tanto les había acompañado en su viaje.

_ ¡SETZER! ¿C-Como te…?_ entonces miro ese bello collar rojo que emanaba un rayo apuntando una dirección.                                        

_ Ya veo, si, hasta la próxima, mi amada persona._ Sonrió al mirar el horizonte.

fin

VOLVER A TODOS LOS CAPÍTULOS

Sobre Runter 103 Artículos
Es el jefazo que lleva la web, le gusta enviar audios muy largos mientras camina en un garaje.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*